El Entorno Competitivo : Análisis de las Cinco Fuerzas – Parte 4

3 de enero de 2011

En los post anteriores hablamos de 4 fuerzas competitivas: las amenazas de entrada, el poder de los compradores, el poder de los proveedores y la amenaza de productos sustitutos. La última fuerza que nos toca tratar es "La Rivalidad entre Competidores", a continuación:

La rivalidad entre competidores

Las organizaciones deben analizar el grado de rivalidad directa entre ellas y los competidores.
Las condiciones más competitivas se producen cuando la entrada es factible, los productos sustitutivos son una amenaza, y los compradores o proveedores ejercen un control. Las fuerzas antes analizadas tienen relevancia en este contexto, no obstante, es posible que haya otras fuerzas influyentes en la rivalidad entre competidores:

• El grado de equilibrio entre competidores. En el caso de competidores del mismo tamaño, cuando uno intenta dominar al otro, existe el peligro de una gran competencia. Al igual que los mercados menos competitivos son aquellos que presenten organizaciones dominantes.

• Las tasas de crecimiento de los mercados pueden afectar a la rivalidad. El concepto de ciclo de vida explica que las condiciones en los mercados, especialmente en las etapas comprendidas entre la de crecimiento y madurez, son importantes, a pesar de que sólo sea por el comportamiento competitivo.

• La existencia o desarrollo de los clientes globales puede aumentar la competencia entre los proveedores que deseen ejercer sus actividades a escala global.

• Cuando existen elevados costes fijos en una industria, tal vez debido a la alta intensidad en el uso de capital o a costes elevados de almacenamiento, es probable que los competidores intenten reducir costes para lograr beneficios deseados. Este proceso puede acarrear una guerra de precios con reducidos márgenes de explotación.

• Si el aumento de la capacidad adicional es significativo, el competidor que incremente esa capacidad, probablemente a corto plazo se encuentre con un aumento de la competencia y un exceso de capacidad.

• De nuevo, la diferenciación es importante. En un mercado de bienes en el que no están diferenciados los productos o servicios, es difícil evitar que los consumidores cambien de proveedor.

• Si la adquisición por parte de las grandes empresas de los competidores más débiles implica que se dispone de fondos para mejorar la posición competitiva de estas empresas, se podrá aumentar la capacidad de las mismas para competir de forma más efectiva.

• Cuando existen elevadas barreras a la salida de la industria, es posible que persista un exceso de capacidad y, por ende, una mayor competencia. Las barreras a la salida pueden ser elevadas por toda una serie de razones, que pueden ser desde una elevada inversión en activos fijos no transferibles, hasta el coste de duplicidades o la dependencia de un producto para tener credibilidad en ese sector del mercado, inclusive cuando el producto genera pérdidas.
Fuente: "Dirección Estratégica" Johnson & Scholes

2 comentarios:

curso administracion empresas dijo...

Muy interesante. La competencia empresarial es algo a tener muy encuenta siempre. De esta forma se puede medir el progreso de nuestra compañía.

BUSINESS GROUP CORP dijo...

MUY INTERESANTE